En sus marcas, listos… ¡Lancen sus productos!

Un saludo a todos, me alegra estar con ustedes otra vez, después de muchos días de trabajo  y organización es relajante regresar de nuevo a hablarles de temas que me gustan, además de proporcionarles consejos que en mi experiencia me han ayudado a la hora de actuar en diferentes ocasiones.


Hoy les quiero hablar de la una de las principales tareas de los mercadologos, el lanzar al mercado un producto nuevo. ¿Qué debemos tomar en cuenta? ¿Por donde debemos empezar? ¿A qué santo nos encomendamos?

Cuando trabajas para una empresa y te encomiendan la misión de que inicies la campaña para lanzar un nuevo producto o servicio, lo primero que debes hacer es INFORMARTE, recuerden que para vender un producto lo que debemos hacer conocerlo, si nos es posible debemos usarlo o experimentar el servicio en su caso, de esta manera podremos ponernos en la perspectiva que tendrán los consumidores finales, y así es más fácil comunicar los beneficios o bondades del producto.

Es válido que te fijes en lo que hay en el mercado, si hay cosas similares o exactamente iguales te darán una idea de cuál es la tendencia a seguir, se que todos queremos ser innovadores y originales, pero a veces seguir la tendencia en imagen hace que nuestro producto sea relacionado más fácil con las funciones, beneficios o índole a la que pertenece; por ejemplo colores verdes simbolizan orígenes naturales o ecológicos, los azules denotan bajas temperaturas o pureza. Ojo no te estoy diciendo que te lances a copiar exactamente lo que hacen los vecinos, métele feeling, debemos de darle una imagen y personalidad al producto, ya que esto será vital para ser diferenciado de la competencia, y no queremos que alguien se equivoque tomando la marca continua por equivocación ¿Verdad?

Todas estas ideas debes de pasárselas a tu equipo de diseño y dejarlos hacer su magia, recordemos que aunque seas muy bueno en el (inserte nombre de programa editor profesional de imágenes aquí) hay gente especializada que nos dejan muuuuy atrás, eso sí,  hay que aprender de todo un poco, siempre he dicho que para saber mandar hay que saber hacer.

Como mercadologo debes de identificar el diferenciador de tu producto y saberlo comunicar, aquí es donde tú tienes que empezar a echar a correr al ratoncito que tenemos dentro. Preparar los textos, mensajes publicitarios, medios y estrategias es algo fundamental, para esto pregúntate ¿Qué es? ¿Por qué es diferente? ¿Qué hace mejor que los demás? ¿Dónde quieres hacer presencia? ¿Quién quieres que lo compre? ¿Cómo quieres que sea visto? ¿Cuántas veces quieres que sea visto? ¿Dónde está tu target?… el ser perfeccionista es una ventaja porque como mercadologos sabemos que todos los detalles cuentan y deben cuidarse mucho. Un error o asumir algo, es un error garrafal.

Haz lo posible por reducir tecnicismos ya que si te diriges a consumidores que no posean altos grados de estudios, no te van a entender y por lo tanto no te van a comprar, a menos que el mercado al que te dirijas sea uno muy especializado, en ese caso abre un diccionario y a redactar se ha dicho.

Algo muy importante es la cuestión financiera, aquí es donde debemos entrar en el modo “Calculadora”. Debemos de tener en cuenta todo lo que nos cuesta llevarlo al estante como materias primas, producción, embalaje, distribución, sueldos, publicidad, etc. Tengan muy en cuenta que no hacemos caridad (a menos que trabajes para una ONG), todo movimiento implica dinero, así que abusados.

Espero que les sirva este artículo y tengan en cuenta estos consejos para cuando los lancen al ruedo y no sepan por dónde empezar. Gracias pordarse una vuelta y leerme otra vez, espero sus comentarios, sugerencias y críticas constructivas.





Ver el perfil de Osvaldo Rodríguez Gandarillas en LinkedIn

Desarrollado por DT Author Box

Escrito por ozzgandarillas

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply