Océanos azules ¿Qué son y quiénes han creado el suyo?

Un saludo a todos, espero se encuentren de maravilla, ya hacía tiempo que no andaba por aquí por ciertos cambios mayores que he debido de realizar a última y y a fallas técnicas, pero por lo sucedido trataré de compensarlos.


El día de hoy les hablaré de los océanos azules, esos nichos o mercados inexistentes aún y de un par de empresas que lograron encontrar el suyo y durante su época e inclusive hoy en día se mantienen dirigiendo un producto hacia una demanda específica libres de competencia. Se que anteriormente les hice una pequeña sinopsis del libro “La estrategia del océano azul” pero trataré de profundizar un poco sin arruinarles la lectura si es que te llama la atención el tema.

Como ya habíamos definido un par de artículos atrás hay dos tipos de océanos con diferentes tipos de estrategias, los océanos rojos y azules, los primeros son mercados donde ya hay mucha competencia y no hay mucha diferenciación en los productos en el estante donde prácticamente los consumidores deciden primordialmente por el producto con el precio más bajo ¿Luce mal, no? Creo que el objetivo de la gran mayoría de estudiantes de marketing y/o publicidad, además de pequeños y medianos empresarios o entrepreneurs es el innovar, por lo tanto aquí entran los océanos azules, donde paradójicamente tu objetivo no debe ser que tu empresa o producto compita con los demás en una sangrienta guerra de precios, aquí las cosas cambian y se vuelven más interesantes.

TU OBJETIVO ES CONVERTIR A LA COMPETENCIA EN ALGO IRRELEVANTE, en algo que está fuera de tiempo y espacio, y claro que no puedes manipular a la competencia, sino que debes buscar algo que sea diferente, que no se haya hecho aún, debemos de romper paradigmas tradicionales.

Muchos pueden pensar que lo que les digo es algo obvio, pero no sabemos como hacerlo o por donde empezar. por lo mismo hoy les hablaré de 2 casos de éxito que ejemplifica lo anterior.

Primero hablemos del Cirque du Soleil, uno de los productos culturales de exportación más grandes de Canadá. En menos de 20 años, el Cirque du Soleil ha generado un nivel de ingresos que Ringlin Bros and Barnum Bailey (campeón global de la industria circence) tardó más de 100 años en lograr.

Este espectáculo es algo muy diferente al de un circo común y corriente, ya que ha eliminado ciertas características como los shows, con animales, el ambiente de payasos torpes, incluso se utiliza solo una pista o set a diferencia de los circos que generalmente tienen 3 pistas y en cada una hay algo diferente por lo cual no puedes disfrutar de todo a la vez. Lo que lo hace tan diferente es que el Cirque du Soleil es una mezcla entre circo y teatro, por lo que ya no solo se está dirigido a un target infantil como los circos, ahora todo esta sumergido bajo una atmosfera intelectual que los adultos pueden disfrutar, otra diferencia que lo hace compararse a un teatro y a la vez no es que cuenta con diferentes producciones y hasta una historia, vaga intencionalmente.

El segundo caso es sobre la industria vinícola en Estados Unidos, donde si les pregunto ¿Que opinan del vino? tal vez a la mayoría me diría que es algo recatado, para las clases sociales altas, algo que simplemente no va con su estilo de vida, solo los conocedores saben apreciar un buen vino, etc. En Estados Unidos era muy difícil obtener una participación de mercado puesto que ya está saturado de marcas tanto elegantes como económicas, por lo tanto Casella Wines, una Bodega australiana, descubrió que los consumidores americanos veían con recelo a los vinos, opinaban lo que les expuse anteriormente.

Eso sí la industria de la cerveza y de licores que se veía en momentos más casuales, por así decirlo, iban a la alza. Entonces se les ocurre la grandiosa idea de lanzar un vino para esas ocasiones sociales relajadas, eliminaron las terminologías complicadas y rompieron con el paradigma de que los grandes conocedores solo pueden apreciar un buen vino. Este híbrido entre vino y licor fue bautizado como “[yellow tail]” un vino con sabor afrutado que podías beber sin complicaciones en tus fiestas y reuniones, el cual era muy fácil de escoger sin ser un conocedor o aficionado al vino ya que solo había 2 presentaciones: vino tinto y un vino blanco, nada de herencia y tradición confusa, solo diversión, este logró situarse con un precio de $6.99 dolares, justo en medio de los económicos y los caros o elegantes.

Espero que estos ejemplos llamen su atención, yo los dejo con una invitación para leer el libro “La estrategia del océano azul” de W. Chin Kim y Reneé Maubourgne, donde vienen muchos casos que ejemplifican y sistematizan el proceso para crear tus propios oceanos azules. Hasta pronto.




Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Desarrollado por DT Author Box

Escrito por ozzgandarillas

You must be logged in to post a comment Login